El Ayuntamiento de l’Alcora continúa mejorado la accesibilidad de la localidad. Con esta finalidad, ha puesto en marcha un nuevo proyecto que contempla el rebaje de aceras y adecuación a la normativa vigente de 13 pasos de peatones situados en la calle Carretera de Ribesalbes. El presupuesto para llevarlo a cabo asciende a 19.600 €.

El concejal de Obras, Robert Tena, ha destacado que este proyecto da continuidad a otras dos actuaciones ejecutadas recientemente, a través de las cuales se adecuaron alrededor 40 pasos de peatones, situados entre las calles País Valencià y Constitució, y entre las calles Constitució y calle Carretera de Ribesalbes.

“Eliminar barreras arquitectónicas es un objetivo prioritario para el Ayuntamiento”, explica Tena, por eso “es importante seguir materializando proyectos, por un municipio para las personas, más accesible y seguro para todos y todas”.

Otras actuaciones destacadas

En 2017, el Ayuntamiento llevó a cabo un importante proyecto consistente en la remodelación y ampliación de las aceras de dos transitadas calles de la localidad, Sant Francesc y Arzobispo Gasch, y la mejora de las plazas del Ayuntamiento y del Convent.

También el año pasado se llevó a cabo la ampliación de las aceras de la calle Penyagolosa. Además de ensanchar las aceras en esta calle, se rebajaron los bordillos en cuatro puntos de la zona- avenida País Valencià- “para facilitar la movilidad, sobre todo de personas en sillas de ruedas o con carritos de bebés”.

Otra de las acciones realizadas por el Ayuntamiento en este sentido ha sido la ampliación de las aceras de la calle Hermano Martín Salvador (zona colegio La Salle). Un proyecto con el que “se ha adecuado el espacio de circulación de los peatones, haciéndolo más transitable y seguro”.

© Copyright - Ayuntamiento de l’Alcora

Arriba
Social: